Humanidad Vigente | Nuevos actos delictivos de la fuerza pública en el Paro Agrario - Humanidad Vigente
Archivo
Categorías de archivo

Nuevos actos delictivos de la fuerza pública en el Paro Agrario

Escrito por  el 
6 Mayo, 2014

paro

El Congreso de los Pueblos informa a las organizaciones defensoras de derechos humanos, a la opinión pública, a las organizaciones nacionales e internacionales, a las entidades estatales encargadas de velar por la protección de los derechos humanos, la situación actual de violación sistemática de Derechos Humanos por parte de las fuerza pública del Estado a campesinos (as), indígenas, trabajadores (as) y líderes (as) sociales manifestantes en el marco del Paro Nacional Agrario, Campesino, Étnico y Popular.

El día 2 de mayo se desarrolló la segunda reunión sobre Garantías de Derechos Humanos entre la Cumbre Agraria, Campesina, Étnica y Popular, y el Gobierno Nacional en el marco del Paro Nacional. Se hicieron presentes delegados del Ministerio del Interior, Policía Nacional, Ejército Nacional, Defensoría del Pueblo, Fiscalía General de la Nación, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y los delegados de la Cumbre Agraria.

En dicha reunión se expusieron todos los casos de agresiones, vulneración y violaciones de derechos humanos por parte de la fuerza pública hacia los campesinos y sectores en Paro. De igual forma se cuestionó el incumplimiento de los acuerdos y compromisos obtenidos en la reunión del 30 de Abril donde se concluyó y comprometió de parte del gobierno nacional garantizar el libre tránsito de las delegaciones que en distintas regiones del país se movilizan y movilizarán en el Paro Nacional Agrario, Étnico, Campesino y popular, a su vez que respetar el derecho a la protesta.

PAMPLONA-NORTE DE SANTANDER

El 5 de mayo de 2014, las comunidades asentadas en la Finca de propiedad del campesino Mauricio Villamizar, en la Vereda Fontibón, sector de La Legía, municipio de Pamplona-Norte de Santander, fueron brutalmente agredidas por miembros del ESMAD, Policía y Ejército Nacional.

A pesar de que el día de ayer, 4 de mayo, hubo presencia en el lugar del Defensor del Pueblo de Norte de Santander, donde pudo verificar la situación de hacinamiento en la que la fuerza pública mantiene a los manifestantes, los bloqueos de alimentos y las constantes agresiones de los cuales han sido víctimas y que han puesto en riesgo la vida e integridad de los mismos, además de haber compromisos en los que se acordó por parte de la fuerza pública, permitir la entrada de alimentos y medicamentos, nada de esto se ha cumplido, por el contrario las agresiones cada vez son más fuertes.

A las 8 am, algunos de los manifestantes se encontraban al lado de la vía, esperando a otros campesinos que marchaban hacia ese lugar, sin ninguna justificación, una tanqueta del ESMAD se dirigió hacie ellos con intención de atropellar a los campesinos que estaban al lado de la vía; posteriormente, se bajaron de la tanqueta y arremetieron con gases y balas de goma contra los manifestantes; entraron la tanqueta hasta la casa donde los campesinos se alojaban, siendo ésta una propiedad privada, y quemaron el sitio adecuado para mantener los alimentos. En el momento de la arremetida policial, los campesinos no alcanzaron a recoger ninguna de sus pertenencias, situación que aprovecharon los policiales para destruirlos, además de haber hurtado, celulares, documentos de identidad de varios de los campesinos, y un computador portátil marca Samsung, de propiedad de la defensora de Derechos Humanos Esmeralda Aceros de la Fundación Joel Sierra seccional Santander, el cual contiene información importante sobre las víctima y las agresiones sistemáticas sufridas por los manifestantes a lo largo de la jornada.

De la misma manera la fuerza pública dañó el baño de la casa del señor Mauricio Villamizar y el tejado de la vaquera de su propiedad.

Acto seguido, la policía persiguió a los manifestantes hasta la montaña donde también se encontraban miembros del ejército y policía nacional, además de dispararles con armas letales, utilizando los casquillos de los gases para recargarlos con piedras, hierro, canicas y otros objetos mortales, además de impedir el paso de las ambulancias, por lo que fue necesario requerir la intervención del ministerio público para que respetaran y permitieran la labor de la misión médica.

La acción arbitraria y brutal, dejó el saldo de por lo menos 30 heridos, algunos de ellos gravemente como los señores Iván Sánchez, José Antonio Díaz, Deibis Quintero y José Luis Bermúdez, éste último con grandes posibilidades de perder su ojo izquierdo y quien fue remitido al hospital de Pamplona por la gravedad de sus heridas.

AGUAZUL-CASANARE

El día 4 de mayo de 2014, siendo las 5:40 pm, en el sitio conocido como Quebrada Upamena, de la vía que conduce de Yopal a Aguazul, un grupo de cinco integrantes de la SIJIN, registraron fotográficamente y en video a los manifestantes concentrados de manera pacífica en el lugar. Ante el descubrimiento por parte de los manifestantes, el señor CARLOS ROA identificado, registró en fotografía la acción de hostigamiento de los organismos de inteligencia, donde da cuenta de lo sucedido. De manera inmediata uno de los policiales, se dirigió al grupo indagando por el líder y seguidamente le amenazó.

AGUACHICA-CÉSAR

Cerca de 5000 campesinos provenientes del sur del cesar, sur de bolívar y norte de Santander que se han concentrado en el sitio conocido como Norian del municipio de Aguachica, están en un predio al lado de la vía principal y sin embargo vienen siendo asediados y hostigados permanentemente por la Policía Nacional, el Esmad y el Ejército Nacional.

El 4 de mayo en el punto conocido como Acapulco del municipio de gamarra a orillas del río Magdalena, la Armada Nacional en conjunto con la Sijín de la Policía Nacional hurtaron un bote procedente de Simití que transportaba hasta este punto 101 bultos de alimentos para el grupo de campesinos concentrado en Aguachica. Los oficiales que hurtaron los alimentos no se quisieron identificar y manifestaron al conductor del bote señor Onix y el líder campesino Rafael Herrera quien recibiría del bote los alimentos, que tienen orden de no permitir el paso de alimentos para las personas movilizadas en el Paro, que requieren las facturas de los alimentos y finalmente que solo les dejarían pasar los bultos de yuca y papa que eran aproximadamente 50. Ante este comportamiento el líder regional les dijo que debían entregarle la totalidad de los alimentos a lo cual los oficiales respondieron que entonces no les entregaban nada y se llevaron el bote con los 101 bultos hacia las llamadas pirañas de la Armada, allí descargaron los alimentos y después dejaron abandonado el bote a la orilla del río magdalena.

El 5 de mayo en el caserío Norian del municipio de Aguachica continuaban concentrados los campesinos; hacia las 11a.m. llegaron cerca de 1000 efectivos del Esmad, la Policía Nacional a cargo del Coronel González y oficiales del Ejército Nacional, acordonando y encerrado a los campesinos.

Ante la presión nacional e internacional los policiales se retiraron del lugar en horas de la noche.

Acerca de

Dejar un comentario

Su opinión es muy importante para nosotros, su correo electrónico no será revelado