Humanidad Vigente | Fiscalía pide máxima condena para subteniente Raúl Muñoz - Humanidad Vigente
Archivo

Fiscalía pide máxima condena para subteniente Raúl Muñoz

Escrito por  el 
18 agosto, 2011
|

Inició juicio oral contra militar acusado de la violación de dos niñas y el homicidio de una de ellas junto con sus dos hermanos de 6 y 9 años.


En la audiencia de juicio oral que inició el 16 de agosto de 2011, el fiscal 51 de Derechos Humanos, Víctor Julio Lozano solicitó la máxima condena para el militar acusado de la violación de dos niñas y el homicidio de una de ellas junto con sus dos hermanos de 6 y 9 años, en zona rural de Tame (Arauca).

“Solicitaré que el subteniente Raúl Muñoz Linares sea condenado con todo el peso de la Ley por los delitos de doble acceso carnal violento y triple homicidio agravado, en el tope máximos que no debe ser menos de 60 años”, señaló el Fiscal del caso.

La instalación de la audiencia de juicio oral se inició a las 9:36 a.m interrogando al acusado sobre su responsabilidad en los hechos, respecto a los cuales se declaró inocente. Posteriormente, se dio lugar a los alegatos de apertura por parte del representante de la Fiscalía los cuales se sustentaron en la demostración que el ente investigador realizara sobre la autoría y responsabilidad penal del subteniente Muñoz Linares en las cinco conductas punitivas contra menores de edad”, refiriéndose a los 2 abusos sexuales y los 3 homicidios, a partir de las denuncias, testimonios, testigos y demás material probatorio pericial y documental que se recolectó desde octubre de 2010 cuando sucedieron los hechos objeto de investigación.

El Fiscal reconstruyó la historia desde el 2 de octubre de 2010 cuando el acusado entró a una finca en Caño Camame, zona rural de Tame, Arauca, donde se encontraban una niña de 13 años y su primo menor y al preguntar por los padres y corroborar que no se encontraban en el lugar, agrede verbalmente a la niña, delante del niño, luego le pide a este que se ausente del lugar y que le busque unas gallinas, pues se hizo pasar por guerrillero y lleva a la niña fuera de la casa, le venda los ojos, la golpea y la somete sexualmente a la fuerza.

Al día siguiente la familia de la niña y sus vecinos se dirigen a la unidad militar que acampaba cerca a la finca a denunciar lo sucedido. Sin embargo, el Ejército no realizó la gestión debida a dicha denuncia y no se tomaron las medidas pertinentes. Ese mismo día, enfatiza el Fiscal, el subteniente Muñoz intentó cambiar su apariencia física llamando al peluquero para que le corte de pelo y lo rasurara.

Para probar este hecho, además del rastro de semen encontrado en el examen que Medicina Legal practicó a la niña, el Fiscal anunció que se retomarán los testimonios de la niña, el niño, la mamá de la víctima y además se tendrán en cuenta testimonios de soldados compañeros del Subteniente Muñoz y el registro en los libros de operaciones donde se demuestra la ausencia de 3 horas del militar a la misma hora que se denunció la violación a la niña en Caño Camame.

El Fiscal también destacó la hoja de vida del subteniente Muñoz que demuestra su gran fortaleza física, evidenciada como el mejor lancero de su curso e infante de la Escuela José María Córdoba, “su desempeño en las pruebas físicas en las que nunca bajó del 100 por ciento de rendimiento”, indicó el Fiscal Lozano.

El 14 octubre de 2010, reseña el Fiscal en su intervención, el militar se dirigió a la Finca las palmas, en la vereda Caño Temblador, municipio de Tame, Arauca. Para ese entonces, el Subteniente Muñoz, ya tenía conocimiento de que se encontraban 3 menores de edad solos, entre ellos una niña de 14 años, pues la compañía militar a la que pertenecía había pasado por ahí en ocasiones anteriores y habían conversado con los niños.

Ese día, el subteniente Muñoz, salió del campamento por un lugar diferente al acostumbrado en medio de la ‘maraña’, y se llevó con él su fusil y un machete, que luego el soldado Torrijos denunciaría como extraviado.

Al cabo de las 3 horas, Muñoz regresó nervioso y buscando afanosamente la forma de lavar su ropa.

Mientras tanto en la tarde de ese mismo día comienza la angustiosa búsqueda de los niños, sin ayuda del Ejército, pues al ser solicitada por parte de los campesinos, éstos se negaron a apoyar la misión y designaron a otras autoridades que tampoco asumieron.

El padre de los niños, José Álvaro Torres y sus vecinos organizaron grupos para buscarlos hasta que el 16 de octubre, finalmente encontraron las dos fosas.

Al igual que en el caso de la niña del 2 de octubre, en el cuerpo de la niña Torres asesinada junto a sus hermanitos de 6 y 9 años, se encontró rastro de esperma del subteniente Raúl Muñoz Linares.

Igualmente, los cuerpos de los 3 niños fueron encontrados con signos de agresiones físicas fuertes, según explicaba el Fiscal, con heridas hechas con arma cortocontundente como un machete, crimen cometido con sevicia.

El Fiscal enfatizó en las evidencias de violencia en el acceso carnal, y en su criterio según lo demuestran los estudios periciales, no se puede hablar de relación sexual consentida en ningún momento.

Tras la argumentación, el Fiscal 51 de la unidad de derechos humanos, pidió a la jueza del caso una condena con todo el peso de la ley no menor a 60 años de cárcel.

Suspenden audiencia de juicio oral

Tras la intervención de la Fiscalía, el abogado Sergio Rodríguez Alzate defendió al militar señalando como culpables del homicidio a miembros de la guerrilla de las Farc, a la vez que aseguró que lo hicieron como parte de una estrategia de desprestigo al Ejército, no obstante, no hizo referencia alguna a los delitos acceso carnal violento con niñas de 13 y 14 años.

Posteriormente, el Fiscal intervino para realizar observaciones al descubrimiento probatorio realizado por la defensa, al que calificó de extemporáneo e incompleto.

“Fue compromiso de la defensa, el descubrimiento de unos informes Policía judicial y para ello se le concedieron tres días, sin embargo al término de los mismos, solo se descubrió a la Fiscalía un informe, por lo tanto, la Fiscalía quiere dejar claro, que no los convalidara ni se permitirán descubrimientos extemporáneos”. Esta solicitud fue apoyada y complementada por la representación de víctimas y el ministerio público.

Ante el debate suscitado, la Jueza suspendió la audiencia a fin de analizar en detalle los audios de la audiencia preparatoria y establecer que fue lo que se decidió en ese momento y determinar si se excluyen, o no, los elementos probatorios cuestionados por la Fiscalía y la representación de víctimas.

Finalmente y ante la manifestación de la Fiscalía de no haber podido trasladar a los testigos, la audiencia de juicio oral contra el subteniente Muñoz Linares fue suspendida y se reanudará el miércoles 7 de septiembre de 2011.

Acerca de

Dejar un comentario

Su opinión es muy importante para nosotros, su correo electrónico no será revelado