Humanidad Vigente | Estado Colombiano reconoce responsabilidad por ejecuciones extrajudiciales en Saravena, Arauca - Humanidad Vigente
Archivo

Estado Colombiano reconoce responsabilidad por ejecuciones extrajudiciales en Saravena, Arauca

El próximo miércoles 18 de julio, la Oficina del Alto Comisionado para la Paz y la Consejería Presidencial para los Derechos Humanos, en representación del Estado colombiano presidirá un acto de reconocimiento de responsabilidad y perdón público, por el asesinato de los jóvenes Oscar Orlando Bueno Bonnet, Jefferson González Oquendo y Jhon Jairo Cavarique, menor de edad, cometido el 10 de enero de 1997 en el municipio de Saravena, Arauca.

Los jóvenes transitaban en dos motocicletas en horas de la noche por el casco urbano del municipio de Saravena, cuando fueron interceptados por miembros del Grupo de Caballería Mecanizada Revéis Pizarro, quienes procedieron a dispararles. En ese momento, los jóvenes se bajaron de las motocicletas y empezaron a correr. Oscar Bueno, luego de ser herido por uno de los soldados, avanzó 200 metros aproximadamente, donde fue alcanzado por uno de los agentes, quien le disparó con un fusil repetidas veces, ocasionándole la muerte.

Jefferson González fue perseguido por otro de los soldados a lo largo de tres calles hasta el jardín de una casa, en donde fue alcanzado por un soldado que le disparó, ocasionándole la muerte. Finalmente, Jhon Jairo Cavarique fue puesto contra un muro y acribillado por otros soldados.

El 13 de mayo de 1998 el Juzgado Penal Militar abrió formalmente la investigación contra el Cabo Carlos Medina, el Teniente Diego Martínez, y el soldado Reimond Piñerez, pertenecientes la patrulla del Ejército Nacional adscrita al Batallón Reveis Pizarro por el presunto delito de homicidio en combate, y el 5 de marzo de 2003 el Tribunal Superior Militar declaró el cierre de la investigación.

Posteriormente, el 26 de febrero de 2007, la Fiscalía 20 Penal Militar dispuso el envío del expediente a la Unidad de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario de la Fiscalía General de la Nación, y en la actualidad el caso se encuentra en etapa de juicio.

El caso fue presentado a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en 1998 debido a la falta de idoneidad de la Justicia Penal Militar para conocer de las violaciones a los derechos humanos, pero solo hasta el 2015 se logró llegar a una solución amistosa entre las víctimas y el Estado Colombiano.

En consecuencia, el Estado reconoció su responsabilidad internacional por la violación al derecho a la vida y a la integridad personal, por esa razón se acordaron unas medidas de reparación entre las que se encuentran, el acto de responsabilidad y perdón público, en la que se debe garantizar la participación de los familiares de las víctimas atendiendo a que es una medida de reparación simbólica; también se acordó la instalación de un mural móvil elaborado con jóvenes del departamento, entre otras.

La Fundación de Derechos Humanos Joel Sierra, ASOJER, el Colectivo de Abogados “José Alvear Restrepo” y Humanidad Vigente Corporación Jurídica, y los familiares de las víctimas, invitamos a que nos acompañen el día 18 de julio en el Parque central de Saravena, Arauca – a las 10:00 am, para honrar la memoria, la dignidad y el buen nombre de los jóvenes que fueron víctimas de ejecuciones extrajudiciales a manos de miembros del Ejército Nacional de Colombia, y para exigirle a Estado colombiano garantías de no repetición.

Dejar un comentario

Su opinión es muy importante para nosotros, su correo electrónico no será revelado