Humanidad Vigente | DENUNCIA PÚBLICA: Panfleto amenazante en contra de la lideresa MARÍA CECILIA LOZANO y la organización de víctimas y reclamantes de tierras ASOMUDEM - Humanidad Vigente
Archivo

DENUNCIA PÚBLICA: Panfleto amenazante en contra de la lideresa MARÍA CECILIA LOZANO y la organización de víctimas y reclamantes de tierras ASOMUDEM

04 de septiembre de 2018

Humanidad Vigente Corporación Jurídica y la Asociación de Mujeres Desplazadas del Meta – ASOMUDEM – denunciamos y repudiamos el panfleto amenazante que circuló por redes sociales desde ayer 03 de septiembre de 2018, suscrito por el grupo paramilitar “Bloque Central de las Águilas Negras” en el cual se declara objetivo militar a varias personas y organizaciones sociales que ejercen labores de defensa de derechos humanos, activismo político y periodismo, mencionando a la “SOCIACIÓN DE MUJERES DESPLAZADAS DE META” y a “SECILIA LOZANO”, en clara referencia a ASOMUDEM y a su representante legal María Cecilia Lozano, sobreviviente de las masacres de Mapiripán, quien el pasado 27 de enero sufrió un atentado contra su vida en la ciudad de Villavicencio. 

Maria Cecilia Lozano es coordinadora de la Red de Mujeres Desplazadas del Meta e integrante de la Mesa Departamental de Víctimas. ASOMUDEM trabaja desde el año 2006 en la defensa de los derechos humanos con especial énfasis en los derechos de las mujeres víctimas, la restitución de tierras y el retorno y la reparación colectiva.

Otro de los líderes que aparece en el panfleto es Cesar Plata, vicepresidente de la Unión Patriótica en el municipio de Soacha e integrante de la coordinación de víctimas de la Corporación REINICIAR, quien fue víctima de un atentado contra su vida el pasado 31 de agosto de 2018, cuando un sicario irrumpió en su residencia y lo impactó en 3 ocasiones con arma de fuego.

Antecedentes

El pasado 27 de enero de 2018, Cecilia Lozano fue víctima de un atentado contra su vida en la ciudad de Villavicencio, siendo atacada con arma blanca por un sujeto desconocido que le propinó varias heridas en el rostro y la espalda. Estos hechos fueron denunciados penalmente y son conocidos actualmente por el Fiscal 01 Local de la Estructura de Apoyo EDA de Villavicencio (Rad 500016000567-201800156), sin que hasta el momento se haya logrado individualizar a los responsables. Contra toda evidencia, el Consejo de Seguridad de la Policía Metropolitana reunido el 1 de marzo de 2018 determinó que el atentado “fue un hurto a altas horas de la noche, la persona atacada no contaba con el esquema de seguridad en ese momento, la tratan de hurtar y en ese forcejeo la hieren con arma blanca”.

La más reciente amenaza y el atentado contra su vida que la obligó a desplazar su residencia de Villavicencio, se suman a la sucesión de hostigamientos y amenazas de los que ha sido víctimas varios integrantes de ASOMUDEM, hechos que han sido denunciados ante las autoridades respectivas sin que se hayan logrado esclarecer e identificar a los responsables. Entre los hechos se cuenta:

  • El día 30 de Septiembre de 2016, se encontró en la oficina de ASOMUDEM, un sobre en cuyo interior se encontraba una hoja con letras de recorte de prensa pegadas, la cual contiene la siguiente amenaza: “Sigan reclamando tierras guerrilleros hp sapos Cecilia y Juan Carlos tiene los días contados atm auc gaitanista bloque meta”.
  • El día 19 de julio de 2017, en el marco de la conmemoración de los 20 años de la masacre de Mapiripán, en el trayecto San Andrés – Guarataro, un hombre y una mujer que se transportaban en moto grabaron con su celular los carros donde se transportaban los participantes de la conmemoración. Ese mismo día, llegando al punto conocido como “Hato Candilejas” salió de una trocha una persona que se movilizaba en una moto, el sujeto quiso ingresar a la caravana detrás del carro asignado por la UNP a la lideresa María Cecilia Lozano.
  • El sábado 19 de Agosto de 2017, siendo las 2:00 pm, la lideresa de ASOMUDEM, María Cecilia Lozano, se movilizaba con el esquema de seguridad que le fue asignado por la UNP por la vía que conduce del municipio de San José del Guaviare a la ciudad de Villavicencio. A pocos minutos de haber iniciado el viaje, el personal de seguridad se percató de la presencia de dos sujetos que se movilizaban en una moto RX color azul oscuro la cual no tenía placas.
  • El domingo 10 de septiembre de 2017-, en horas de la mañana, Cecilia Lozano y Juan Carlos Castro recibieron en sus teléfonos celulares varios mensajes de texto en los que les amenazan de atentar contra sus vidas y las de sus familias.

Por lo anterior exigimos:

  • Al Gobierno Nacional, a la Procuraduría y Defensoría del Pueblo, y a los responsables de Derechos Humanos del Ministerio del Interior y la Policía Nacional; proteger la vida e integridad de los integrantes de ASOMUDEM, de su dirección y a su representante legal María Cecilia Lozano, así como las garantías necesarias para que continúen en su ejercicio por la defensa de los derechos humanos.
  • A la Unidad Nacional de Protección que adopte y refuerce todas las medidas necesarias y efectivas a fin de proteger la vida e integridad de Maria Cecilia Lozano, los directivos e integrantes de ASOMUDEM.
  • Exigimos a la Fiscalía General de la Nación que investigue, individualice y juzgue a los autores intelectuales y materiales de estos graves hechos, y que muestre resultados  concretos en la investigación que se adelanta con radicado 500016000567-201800156 por el atentado contra la vida de María Cecilia Lozano.
  • Estos hechos refuerzan la naturaleza política del atentado, razón por la cual se solicita a las diferentes autoridades judiciales y de policía que no juzguen las situaciones de riesgo como hechos aislados o de delincuencia común, sino como parte de la persecución y ataque masivo y sistemático a los líderes y lideresas sociales del país, situación que requiere de una actuación pronta y eficaz.
  • Convocamos a la solidaridad nacional e internacional y a la pronta acción de los organismos de verificación y veeduría, en procura de la protección individual y colectiva de los líderes sociales y políticos, defensores de derechos humanos y activistas de paz en los territorios.

Que la paz no nos cueste la vida

Dejar un comentario

Su opinión es muy importante para nosotros, su correo electrónico no será revelado