Humanidad Vigente | Alerta temprana - Humanidad Vigente
Archivo
Categorías de archivo

Alerta temprana

Escrito por: La Asociación de Hermandades Agroecologicas y Mineras de Guamocó – AHERAMIGUA.

LA ASOCIACIÓN DE HERMANDADES AGROECOLÓGICAS Y MINERAS DE GUAMOCÓ- AHERAMIGUA DENUNCIA ANTE LA COMUNIDAD NACIONAL E INTERNACIONAL LOS ENFRENTAMIENTOS ENTRE PARAMILITARES Y ELN PONEN RIESGO A LA POBLACION CIVIL EN EL CORREGIMIENTO DE REGENCIA MUNICIPIO DE MONTECRISTO, BOLÍVAR, EL 18 DE ABRIL DE 2017

Alertamos de manera temprana al gobierno nacional y las instituciones encargadas de garantizar los derechos fundamentales, del riesgo sobre la vida, integridad y permanencia en el territorio de las comunidades de Montecristo, Nechí, El Bagre y Santa Rosa ante las situaciones y la crisis humanitaria que se avizora con la presencia del grupo paramilitar autodenominado Autodefensas Gaitanistas.

Reiteramos la necesidad de que avancen las conversaciones con la insurgencia del ELN y el cese bilateral, así como la implementación real y efectiva del Acuerdo de la Habana en nuestros municipios.

HECHOS

Las comunidades informan que el día 18 de abril, aproximadamente a la 1:30 de la tarde los paramilitares del grupo Autodefensas Gaitanistas de Colombia se encontraban en la salida del corregimiento de Regencia, momento en el cual llegaron 8 miembros de la insurgencia del ELN. Tras un intercambio de palabras, los paramilitares empezaron a realizar disparos hacia los miembros del ELN, quienes reaccionaron de la misma forma y se desplegaron hacia un cerro cercano. Otros paramilitares buscando alcanzar a los insurgentes atravesaron el caserío haciendo disparos al aire hasta ubicarse en el puente del corregimiento sin parar sus acciones beligerantes. Mientras tanto los miembros de la comunidad decidieron resguardarse en sus casas cerrando puertas y ventanas, lo cual sirvió para que ninguna persona saliera herida o afectada en su integridad.

ANTECEDENTES

La Aheramigua ha denunciado constantemente la grave situación que afronta la población de El Bagre y Nechí, municipios del Bajo Cauca antioqueño. Dentro de los hechos más graves se encuentran:

 

  • El 9 de enero de 2016 Jair Suárez, hermano de un miembro de la asociación, fue desaparecido por paramilitares de las “Autodefensas Gaitanistas”.
  • Los días 3 y 6 de marzo de 2016, María Arrieta, miembro de la asociación, recibió amenazas a través de mensajes de texto.
  • El 7 de marzo de 2016 fue asesinado el líder y tesorero de la asociación, William Castillo, asesinato reconocido por la fiscalía como hecho contra defensor de derechos humanos.
  • Así mismo los días 6 y 7 de abril, los compañeros Alberto Osorio y Germán Espinel fueron intimidados a causa de los seguimientos que recibieron por parte de extraños en el municipio de Santa Rosa del Sur de Bolívar.
  • Durante el mes de septiembre, el compañero Jairo Rodriguez, vocal de Puerto López, recibió amenazas telefónicas a causa de su activismo social en la Aheramigua.
  • El 22 de noviembre, en Puerto López, los hogares de quienes fueran líderes comunitarios, comerciantes y personas que se han tenido que refugiar en las zonas rurales a causa de amenazas paramilitares, amanecieron pintadas con grandes cruces negras.
  • Los paramilitares de Puerto López del municipio del Bagre, durante los últimos días del mes de enero de 2017 estuvieron patrullando la cabecera corregimental y las veredas aledañas.
  • El 22 de Febrero de 2017 la comunidad rural del municipio de Nechí, informa sobre la presencia de un gran número de paramilitares uniformados, fuertemente armados e identificados como “autodefensas gaitanistas”, en diversos puntos de la zona mencionada.
  • En la vereda de “San Pedro Alto” de Nechí, un grupo de 5 paramilitares sacaron a varios pobladores de sus casas, entre los que se encontraban infantes, mujeres y personas de la tercera edad, allí fueron agredidos físicamente y amedrentados por, supuestamente, “ser amigos de la insurgencia”; las más afectadas fueron 7 personas que recibieron las agresiones más violentas de los sujetos armados. Durante el evento, afirmaron constantemente que ese territorio es de ellos y que estaban dispuestos a cualquier cosa para que ningún otro grupo lo controlara, así que ordenaban a la comunidad a “trabajar” para ellos.
  • Además de lo ocurrido en San Pedro Alto, en la vereda “Puerto Líbano” permanecen cinco paramilitares, en “Corrales” diez de ellos, en “Puerto Los Indios” 15, en “Cedro San Pedro” hay siete y en la vereda “Medios de Manicerí”, jurisdicción del Bagre, Antioquia, un ejército paramilitar de cerca de 30 con las características ya descritas.

EXIGIMOS

  1. Al gobierno nacional que garantice la seguridad de la comunidad y de los líderes sociales desmantelando a los grupos paramilitares que actúan en la región.
  2. Al gobierno nacional, Ministerio del Interior y Unidad Nacional de Protección, la implementación de las medidas de protección individuales y colectivas que en reiteradas ocasiones han sido solicitadas por AHERAMIGUA.
  3. Al Gobierno local, departamental y nacional llevar a cabo las medidas pertinentes que brinde garantías y efectividad de los Derechos Humanos, el Derecho a la Vida, la integridad personal y psicológica, al trabajo, la libre movilidad, y al acceso a la justicia.
  4. A la defensoría del pueblo, a la procuraduría y a las demás autoridades pertinentes se investiguen los hechos aquí denunciados.
  5. A la Fiscalía General de la Nación, sean investigados penalmente los actores responsables de los hechos aquí denunciados.

SOLICITAMOS

  1. A los organismos internacionales encargados de velar por los Derechos Humanos intervenir con carácter urgente y exigir soluciones inmediatas al Estado colombiano.
  2. A la comunidad Nacional e Internacional y a las organizaciones defensoras de Derechos Humanos el acompañamiento a estas regiones golpeadas por los actores armados.
  3. A la comunidad Nacional e Internacional y a las organizaciones defensoras de Derechos Humanos se pronuncien frente a la situación.

RESPONSABILIZAMOS:

A las autoridades nacional, departamental y locales por los hechos acá descritos, ya que, pese a las constantes denuncias que Aheramigua ha hecho, a los informes de riesgo emitidos por la Defensoría del Pueblo, a las preocupaciones manifestadas por la ONU y otros pronunciamientos hechos por la comunidad nacional e internacional; los grupos paramilitares continúan amenazando, asesinando, desapareciendo y torturando a líderes sociales, a sus familias y a las comunidades en donde no hay presencia estatal.

 

Acerca de

Dejar un comentario

Su opinión es muy importante para nosotros, su correo electrónico no será revelado